Dersu Uzala.El cazador de la taiga.

Estándar

Imagen

La entrada de hoy se refiere a un personaje singular .Si en la anterior comentaba el caso del plantador de árboles del norte de Provenza.Hoy un personaje también fascinante: Dersu Uzala,el cazador de la taiga del extremo oriente ruso de principios del siglo XX.En este caso como en el anterior ,al protagonista lo conocemos por un escritor.Alguien que deja para la posteridad el relato del encuentro con ese personaje,así como la plasmación de la vida y obra del mismo.Si en el relato anterior era un escritor (Giono),en el caso que nos ocupa ahora se trata de un oficial ingeniero (topógrafo) que, enviado a levantar mapas de aquellas zonas poco exploradas de Rusia,se topa con el cazador.
Cuando en 1906, Vladimir Arseniev, oficial del ejército del zar y explorador, regresó a Moscú de su primera expedición con mapas de los desconocidos confines de Siberia y fue recibido como un héroe, su primera reacción fue protestar y pedir reconocimiento para el que consideraba artífice real de la proeza: Dersu Uzala, el cazador Dersu, un hombre sencillo capaz de descigrar con prodigiosa intuición los secretos de la taiga, un guía que salvó la vida de Arseniev y de sus hombres en varias ocasiones mientras les descubría los caminos que convertían el bosque profundo en un lugar accesible donde los Ussuri, su pueblo, vivían en armonía con la naturaleza. Como tributo a Dersu, Vladimir Arseniev escribió las memorias de sus viajes que, además de obras maestras sobre la exploración y la etnografía no científica, son, por encima de todo, un hermoso homenaje a la amistad entre dos espíritus puros y un canto a la naturaleza. Un clásico de la literatura de viajes, cuya adaptación al cine por el director Akira Kurosawa mereció el Oscar a la mejor película extranjera en 1975.

[uzala.JPG][dersu.jpg]В.К.Арсеньев и Дерсу УзалаArchivo:VK Arsenyev.jpgФайл:Marka Arsenev 40 kopeek.jpg
http://es.wikipedia.org/wiki/Vlad%C3%ADmir_Ars%C3%A9niev
http://es.wikipedia.org/wiki/Dersu_Uzala

El relato está aquí:

La película ,tal vez,aquí:
http://www.megaupload.com/?d=3U5KUR7G
Un artículo de Miguel Ángel Jiménez Guerra ,lo expresa de forma magnífica,comentando la cita del libro de Arseniev,comentando las palabras del cazador :

“Mira, tú eres un verdadero niño; te paseas con la cabeza colgando, sin ver nada, a pesar de tus ojos, y sin comprender las cosas. ¡Están bien los ciudadanos en su ciudad! Allí no tienen ninguna necesidad de cazar el ciervo; si quieren comerlo lo compran. Pero cuando viven solos en la montaña perecen”.Palabras muy lúcidas las del protagonista de la novela: los hombres civilizados están tan acostumbrados a gozar de todas las comodidades que raramente piensan en el trabajo que cuesta obtenerlas. Para él sus acompañantes son una especie de ingenuos menores de edad de los que tiene que cuidar para que el bosque no acabe con ellos. Ciertamente, las acciones de Dersu contribuyen decisivamente al buen fín de las expediciones.El libro de Arseniev trasciende la tradicional literatura de viajes, pues además de las descripciones precisas de la flora y fauna de los lugares explorados, un poco a la manera de Julio Verne, relata la historia de una profunda amistad entre dos seres humanos provenientes de mundos muy distintos, tal y como retrata magistralmente la película de Akira Kurosawa.Además, quizá sin saberlo, Arseniev realiza una reivindicación de la historia no escrita de tantos hombres solitarios que han vivido en comunión con la naturaleza, resguardados de los males de la sociedad humana y sin entender sus ventajas. Hombres que no han participado en los hechos que recogen los libros de historia, pero que le dan una dimensión especial a la palabra “humano”.La auténtica barbarie se encontraba instalada en la sociedad de la que Arseniev provenía. Si bien, como se ha indicado, su libro no contiene mención alguna a los excepcionales hechos históricos sucedidos en la Rusia de su tiempo, ello no fue obstáculo para que, al poco de su muerte, fuera acusado por el gobierno stalinista de dirigir una red de espías: su mujer fue ejecutada y su hija enviada al gulag.

http://www.suite101.net/content/dersu-uzala-de-vladimir-arseniev-a8415

Otro autor ,Esteban Ierardo, lo ha expresado también de forma magnífica:

Frente al mundo natural, la reacción del hombre es compleja, y puede expresarse mediante un movimiento triple: por un  lado, la cultura se proyecta sobre la presencia salvaje de la naturaleza para ordenarla e integrarla a la civilización. En segundo término el hombre puede idealizar la vida natural y entronizarla como esencia más auténtica y, paralelamente, de forma velada, humanizar la otredad de lo salvaje. Y también, la respuesta puede ser una intensa y asombrada observación de lo natural, que experimenta así la condición primaria y superior de la naturaleza. La primera y tercera posibilidad recién mencionadas, se reflejan en el vínculo del explorador ruso y Dersu Uzala. Arseniev explora la taiga salvaje para cartografiarla, para ubicar la tierra en los mapas. Es el movimiento de proyección ordenadora de la civilización sobre lo terrestre. Dersu encarna el movimiento contrario. Es la salida de la primacía de un orden humano sobre lo natural para compenetrarse con una realidad pre-cartográfica y originaria. Y es en el contexto de estas dos actitudes contrastadas donde se produce el encuentro entre dos culturas, entre lo moderno y lo arcaico. El encuentro entre dos culturas puede significar la trasformación de ambos términos de la relación, o de uno solo de ellos. Tal vez es más factible la alteración de la cultura que recibe o recupera algo ausente que es presencia en la otra. En la cultura moderna y racionalista que representa Arseniev y su formación científica, la apertura emocional y la mirada espiritual de la naturaleza de Dersu es ausencia. Estas cualidades del cazador invaden positivamente la sensibilidad del capitán científico ruso. La nobleza de Dersu, su carácter generoso y desinteresado, es también una riqueza ética que, gradualmente, infunde respeto y estima entre Arseniev y sus hombres. Ante los rusos, Dersu expone también su experiencia de la naturaleza animista y premoderna. El animismo percibe una fuerza viviente en cada presencia natural. Un rasgo perceptivo que se manifiesta, por ejemplo, cuando el cazador y la patrulla rusa se refugian de la lluvia. Las gotas del cielo parecen que caerán largamente. Pero Dersu escucha los pájaros, señal de que la cascada que se derrama desde lo alto pronto decrecerá. El sol está próximo a reaparecer. Y los rayos solares efectivamente penetran entre abiertos penachos de nubes. Dersu señala al sol. Pero: ¿qué puede saber el cazador sobre el sol?, sugieren los sarcásticos soldados. ¿Cómo puede saber algo sustantivo sobre el fuego solar un nómada primitivo de los bosques? Ese conocimiento sólo puede estar reservado al conocimiento científico, capaz de traducir su realidad en proposiciones de física, química, o matemáticas. Pero Dersu se sorprende: “¿Es que no han visto nunca el sol?”. El hombre moderno poco atiende a los fuegos celestes, o a las maravillas terrestres. Su relación con los elementos, con el conjunto de la naturaleza, suele estar mediada por sus conceptos, por sus representaciones intelectuales, por una cosmovisión racional. El sujeto así no percibe directamente el sol. La fuerza solar sólo le entrega una definición, una idea. Pero Dersu percibe la antorcha del cielo. Sabe que el sol está vivo, y que de él depende la vida terrestre. Percibe su energía vehemente y la venera. Su valoración de la naturaleza es efecto de un continuo ver, de una alerta percepción de las fuerzas naturales como entidades vivientes.Y, paralelamente, frente a la riqueza natural, la mirada del cazador cultiva un saber empírico, particular. Dersu ve y descifra huellas, señales. Recoge información sobre el deambular de animales o personas. Es rastreador. Dersu no se distancia de las coronas vegetales del bosque mediante cálculos matemáticos o teorizaciones filosóficas. El cazador convierte a la tierra y sus rastros en textos a descifrar, en tejidos sutiles de evidencias físicas a interpretar. La lectura empírica de señales que surge con las prácticas de caza deriva en las particulares habilidades de rastreadores y baquianos de diversas culturas donde el hombre no ha roto todavía la empatía con su entorno geográfico  El cazador sabe de forma inductiva. Va de lo particular a lo general. Observa las señales escritas en lo físico, en lo material. Dersu es heredero del ancestral saber de los cazadores paleolíticos.

http://www.temakel.com/cinedersuuzala.htm

Tres vídeos que reflejan al personaje, extraídos de la película de Akira Kurosawa:

http://www.youtube.com/watch?v=hnZlYyUhGXk&feature=player_embedded

http://www.youtube.com/watch?v=770T7UkqJl0&feature=player_embedded

http://www.youtube.com/watch?v=Y-XNoJ8Ub64&feature=player_embedded

El cine de Akira Kurosawa es el más conocido referente del cine japonés en Occidente.  Dentro de la vasta filmografía del artista de la pequeña y vigorosa isla del Lejano Oriente, Dersu Uzala es uno de sus films más entrañables. A comienzos del siglo pasado, Vladimir Arseniev, un explorador ruso, geógrafo y capitán del ejército, se encuentra con un vivo exponente de la sabiduría arcaica, de la íntima relación con el bosque y los ritmos naturales: el cazador Dersu Uzala. En 1923, Arserniev publica un libro sobre sus viajes, durante los cuales conoce a Dersu. No podía imaginar entonces que sus recuerdos serían luego el alimento para una de las obras de mayor poesía y humanismo en la historia del cine de autor. Aquí presentamos un texto personal sobre el film de Kurosawa y sobre la perdida cosmovisión de un solitario cazador.

http://www.dersuuzala.info/?p=78

Más sobre la obra de V.Arseniev:

VLADIMIR ARSENEV Klavdievich
Amir A. Khisamutdinov

В.К.АрсеньевПамятник В.К.Арсеньеву в г.Арсеньеве

Vladivostok
En las selvas de Primorie
En el borde del Ussuri con Dersu Uzala
En el Sikhote-Alin. Muerte Dersu
Bajo el lema del Jubileo en la taiga
En San Petersburgo
En la región montañosa de Jan De Yange
Tesoro en Korfovskoy y un viaje a Kamchatka en 1918
Estilo de Vida
Cómo convertirse en un viajero
Aventuras en Gizhiga
En Comandantes
En la sociedad de la región de Amur
Calumnia
En una recepción en el KGB
En Khabarovsk
Anyuiskiy expedición y la denuncia
Último viaje
Reunión del “lobo de mar y la taiga”
Tras Dersu
Más información en el servidor:
Ensayos sobre la historia de la investigación en el Lejano Oriente ruso
Ciencia
Mar Museo del Estado de im.V.K.Arseneva
fotos usados de los álbumes de fotos Vladimir Arseniev Klavdievich, Vladivostok, editorial “Ussuri”, 1997

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s